Ir al contenido principal

Del otro lado del miedo

Muchas veces tenemos ante nosotros desafíos que nos hace la vida misma, dónde hay siempre dos opciones: seguir con la inercia de tu vida ordinaria o  vivir los cambios  con la incertidumbre y la pasión de enfrentarlos.

Algunos preferimos pasar de largo, y nos quedamos con una vida predecible y apacible en apariencia, mientras otros, navegan a la aventura con resultados de pronóstico reservado.

No es que esté bien o mal cualquiera de las dos opciones, lo cierto es que finalmente cada persona debe ser responsable de la toma de sus decisiones, y consciente de lo que gana o pierde  en cada elección.

Sin embargo, nunca estaría de más,  apostar por enfrentar lo que hay atrás del miedo. Nuestros miedos generalmente son provocados por el mal llamado paradigma de la seguridad, nos han vendido esa idea, otra es el miedo a perder nuestra "paz" aunque no haya una evolución de nuestro ser. El miedo nos engaña de esta manera  y nos paraliza.

Enfrenta el miedo si sientes que estás incompleto, cambia de trabajo a uno que te haga un poco más feliz aunque quizá ganes menos,  rompe el miedo y   cambia de ciudad y vuelve a empezar, si en ella te encuentras tu mismo y en ella está el amor de tu vida, emprende una obra en pro de los demás, ríete un poco de ti mismo, en fin, tantas otras cosas que a veces se dejan pasar por el paradigma de la seguridad, a veces disfrazada de una paz impasible e imposible.
Hay que arriesgarse y vencer el miedo, para descubrir que detrás de él, quizá está eso que nunca en tu vida habías logrado sentir y vivir, y se llama plenitud.

Al final nunca es tarde para cambiar, si te das cuenta que la opción que elegiste  en un principio no era la mejor para ti.


Comentarios

Entradas más populares de este blog

Entre lo efímero y lo que permanece

Los seres humanos solemos ser de “Momentos” o en su caso de “Modas”, respondemos a lo que el instante histórico nos devela en el aquí y ahora, y somos poco previsores en cuanto a lo que vendrá irremediablemente.

Si hoy sufrimos de inseguridad, hacemos marchas en este momento; si hay una pandemia se hacen pronunciamientos espectaculares por todos los Países; si hay un Terremoto o cualquier desastre natural llega la ayuda mundial y todos nos condolemos.

Pero ante una tragedia que se está gestando de a poco, gota a gota, no la vemos con tanta facilidad y entonces quizá sólo abramos los ojos cuando eso esté ya de manera irremediable ante nosotros.

Muchas voces se han escuchado en el desierto advirtiendo que se están agotando los mantos acuíferos de una región que pertenece al desierto de Chihuahua en el Altiplano Central del Norte del País… esa región a la que me refiero es la tuya, la mía, la que habitaron nuestros antepasados y que vivimos con la esperanza que habiten nuestras nuevas gener…

En esta noche del 23 del primero del año... mi charquito de estrellas...

Naufrague en un charquito de estrellas.
yo solo quera navegar, poner mis ganas por velas,
y el mar llené llorando por él.
un sueño anclado en la luna...
no pude ver orilla ninguna y, normal
que naufragase a su vera.

Entra la espuma que acaricia y atropella;
como un verso del poema que escribí
se van borrando tus huellas,
mi ilusión es la cometa que se eleva
y que se estrella contra mí contra mí contra mí
¿dónde están los mares de verdad?, gélidos
y aquella brisa que apagaba poco a poco el sol,
¿dónde quedó? las noches mágicas, ¿te acuerdas?
de charquitos y de estrellas.

Esta noche iba a brillar la luna,
pero la tormenta la asustó.
mañana, cuando salga el sol,
se reirá de ella, pero de nosotros no.

Esta noche hay miles de estrellas
y una mágica y radiante luna llena.

Y aquel charquito de estrellas
resultó ser un desierto:
sólo un espejismo de arena y de sal,
de risas hoy verdaderas.

Suelta velas y verás mi cometa
que se eleva y que se va, que se va, que se va.
¿Dónde están los sueños de verdad, cálidos?
y las to…

Semana de películas

Que rica es una noche de cine... y más cuando es una de las esperadas cintas como la obra de la literatura "El amor en tiempos de cólera" que se llevó a la pantalla luego de un estira y afloja con el nóbel Gabriel García Márquez. Y luego de verla, entendemos porque tardó tanto en decidirse el maestro, y es que, aunque interesante, es mucho más vasto el libro que la película.
Se omitieron los detalles que hacen rica la obra, porque una película no basta para dar la riqueza de ese hermoso libro. Eso si, la esencia se retoma, la historia de Fermina y Florentino Ariza se translapa a través del tiempo, a pesar de las diferencias y de carácter que existe entre ellos. Luego ver en dvd "Diarios de una pasión" (The notebook), buena historia, narrativa y que amor... te va llevando, cada palabra de los protagonsitas a ese amor profundo e interior... La esencia de la película queda resumida en esa escena donde Allie dice "Quiero ser un pájaro" y luego de cuestionamien…